viernes, 31 de octubre de 2014

R.E.M - Green en retrospectiva.


Tenia muchas ganas de abordar en retrospectiva un album de los ochenta de R.E.M. Inicialmente la idea era tratar discos como Document o Life's Rich Pageant (que son mis favoritos, todo sea dicho) pero finalmente he decidido abordar Green (1988), que fue el último que editaron en esa década y que marcó un punto y aparte en su carrera. En primer lugar, porque fue el primero que grabaron para la compañía multinacional Warner y segundo porque es quizás, el disco que originó su gira mas recordada y el momento de mayor esplendor de su carrera. Años después editaron Automatic For The People (para mi, su gran obra maestra) y otros discos igualmente memorables, pero creo que sobre Green pivota toda la época de mayor efervescencia de R.E.M. Aquella en la que eran indefinibles. Mitad independientes, mitad mainstreen. El momento en el que todos los ojos de crítica y público se depositaron sobre ellos.

No es Green un album de diez. Y lo dice un seguidor devoto del grupo de Athens. No lo es porque en computo global, no puede competir con sus dos albumes precedentes o la citada cumbre de 1992. Aunque el peso específico de este disco en la carrera de R.E.M es muy importante. Pop Song 89, Orange Crush y Stand, singles que se extrajeron de la colección, volvían a demostrar ese gen infalible que tenían para parir temas absolutamente redondos. Lo habían hecho en todos sus discos anteriores (incluido el complejo Murmur, su album debut) y lo volvían a hacer. Se había convertido en una marca de fábrica. Pero Green daba un paso hacia adelante en aspectos instrumentales como el uso de la característica mandolina de Peter Buck (que luego abordaron con éxito en Losing My Religion) y a nivel lírico, con algunas letras de Stipe ciertamente atrevidas.


Trabajar bajo el manto de una multinacional supuso para el grupo disponer de un mayor presupuesto económico y una dotación de recursos mucho mayor. Todo ello se deja notar ya desde la pletórica Orange Crush, sin duda, la canción mas contundente del album y que "lidera" el lado mas explosivo del disco. Sonido potente, guitarras explosivas y una producción impecable. Un single perfecto, que aúna a la perfección su sonido mas primitivo con el impulso mas comercial. Stand, menos intensa pero mucho mas vitalista, recoge a los R.E.M mas atrevidos. Imposible no caer rendido ante su encanto inmediato. Esta canción se hizo aun mas popular cuando sirvió de sintonía para la famosa serie Get A Life, que aquí se llamó Búscate La Vida. Bajo ese estilo también resulta redonda la refrescante Pop Song 89, que abre el album al estilo de la superior Finest Worksong en Document, el album precedente. Get Up es un tema en la linea de los comentados pero su tratamiento rítmico algo trotón la perjudica.

Al lado de esta perfecta y vitalista faceta del album, en Green subsisten entre sus surcos varios tesoros en forma de canciones intensas y sugerentes. De entre ellas destaca la sensacional World Leader Pretend. De perfecta construcción, estamos ante una canción que perfectamente podría definir el sonido de REM como en su día lo hicieron The One I Love, Talk about the Passion o Fall On Me. Perfecta de principio a fin, "sufrió" el menosprecio del grupo en muchas de las giras y recopilaciones posteriores. No haber sido cara A de single mermó su impacto, pero es sin duda, una extraordinaria canción. You Are the Everything, no tan soberbia, presenta la mandolina en manos de Peter Buck. Un instrumento que acabó convirtiéndose en una especie de carta de presentación del sonido de REM durante los años de mayor popularidad del grupo.


The Wrong Child, tema que cierra la primera cara del album, siempre me pareció una canción muy extraña, ya desde su enigmático titulo, aunque pasa por ser uno de los puntos fuertes del disco. Junto a las algo inferiores Inside-Out y Hairshirt forman un conjunto de piezas de tratamiento acústico que ya hacía vislumbrar el estilo que abordarían con su siguiente larga duración. Turn You Inside-Out, es una barbaridad cuasi-garajera que sin duda tiene mucho de Buck y poco de Stipe, pero que podríamos encuadrar en discos postreros como Monster o New AdventuresI Remember California, que cierra el album, aparece como un tema oscuro y algo opresivo pero acaba calando en el oyente. Y como en 1988 aun eran los mas listos de la clase, decidieron incorporar al final del album una canción "oculta" y mas que aprovechable, 11, que deja el regusto de querer mas. Pero para eso habría que esperar tres años y al megahit de Losing My Religion que, inevitablemente, sepultó para siempre a los REM mas contundentes y oscuros.

Siempre que repaso un album clásico me gusta hacer también referencia a su interpretación en directo o a la gira que trajo consigo su presentación en vivo. Y mas en este caso, ya que el Green Tour del año 1989 es considerada por muchos seguidores del grupo como una de las mejores de su carrera. Posiblemente la que mejor muestre en escena y en esencia lo que fueron REM antes de su bombazo comercial con Out Of Time, dos años después. Por aquella época ya tenían a su disposición un repertorio que podía competir con el de cualquier otro gran grupo de la época, y sus conciertos comenzaban a ser auténticos acontecimientos. De aquella gira nos queda el imprescindible DVD Tourfilm, que es sin duda, el mejor documento visual en directo del añorado grupo de Athens, y cuyo peso especifico fue agrandándose durante años ante la negativa de REM de no volver a girar hasta 1995.



6 comentarios:

Gonzalo Aróstegui Lasarte dijo...

A mí es el último disco de R.E.M. que me gusta, Mansion. Lo que viene después me parece manierismo formal y bastante aburrido. Este "Green" me parece mucho más fresco y hermoso que "Out Of Time" y "Automatic For The People".

Un abrazo.

Joserra Rodrigo dijo...

Buenisimo repaso a un disco sensacional. Grandes REM. Ese vinilo esta tarde va a sonar.

J Aybar dijo...

Disco maravilloso aunque quiza prefiero Document. Es el disco de la epoca en la que les conoci asi que le te go un carño especial ... I remember California es gloria bendita. Suena tan bien como el primer dia!

Esteban dijo...

En lo personal nunca he podido con nada de R.E.M anterior a 1995. Me gustan muchísimo el "New adventures in hi fi" y todo lo que vino de ahí en adelante, y por ende he intentado mucho oir sus primeros discos, pero no logro enganchar con ese sonido.

A ver si tras esta reseña intento con el Green nuevamente.

Saludos!
Esteban
http://politomusica.blogspot.com

Johnny J.J. dijo...

Un grandísimo disco, opino como Gonzalo, me gusta mucho más que los dos siguientes "Out of time" y "Automatic for the the people", aunque no estoy de acuerdo con que todo los posterior fue manierismo formal y aburrido, ya les gustaría a muchos tener en su curriculum dos discos que envejecen superbien como Monster o New adventures in hi-fi. Abrazos.

Mansion On The Hill. dijo...

Gonzalo: GRacias por el comentario. Siento no coincidir en tu apreciación de la carrera de REM tras Green. Cierto es que acabaron desgastándose (como cualquier banda viviente de mas de 20 años en liza) pero dejaron varios de los mejores discos de su carrera. Diferentes a los totem de los 80, pero grandes por igual. Un abrazo

Joserra: Disco sensacional, sin duda. Los REM preparados para comerse el mundo. Gracias por pasarte.

J Aybar: Yo tambien prefiero Document e incluso Life's Rich Pageant, pero Green es otro incunable. Un abrazo

Esteban: Aun coincidiendo en tu valoracion de discos tan buenos como Monster o Adventures, creo que los REM mas excelsos estuvieron antes. Dales una nueva oportunidad a los Murmur, Document o Life's Rich Pageant. Un abrazo

Johnny J J: Automatic para mi es su obra cumbre y mi disco favorito de todos los 90. Soy fan, lo siento. jejeje. Y respecto a Monster, Adventures o incluso Reveal, pienso que son tres discos buenísimos. Sumaria a esa triada el Up, aunque no es de facil asimilacion. Un abrazo!