jueves, 29 de abril de 2010

Passion For Acoustics - Ziggy Stardust


The Rise And Fall Of Ziggy Stardust & The Spiders From Mars es el trabajo más emblemático de la discografía de David Bowie y uno de los discos más importantes de la historia del rock. En un principio, el álbum iba a ser la continuación natural de su predecesor Hunky Dory (frase hecha que significa "a pedir de boca"), pero la inclusión durante la grabación del tema Ziggy Stardust replantearía la idea original hasta convertirlo en un impactante álbum conceptual.

Ziggy Stardust es el primer alter ego que adoptaría David Bowie para después mutar a lo largo de su discografía en otras encarnaciones como Aladdin Sane (1973) o el Delgado Duque Blanco, personaje que pertenece al álbum Station To Station (1976). El propio artista afirmó en su momento que el nombre de Ziggy le vino al ver el cartel de una sastrería de Londres llamada de esa misma forma. Stardust proviene de un músico marginal llamado Norman Carl Odom que usaba el apelativo The Legendary Stardust Cowboy y que a principios de los setenta publicó un álbum llamado Paralyzed, reivindicado ahora como pequeña obra maestra. Como dato curioso, mencionar que David Bowie versionó uno de sus temas como homenaje en su álbum Heathen (2002), en concreto I Took A Trip (In a Gemini Spacecraft).

Como ya dijimos al principio, Ziggy Stardust terminaría por acaparar el álbum al completo, convirtiéndolo en un disco conceptual que contaría su historia de principio a fin. De hecho, Bowie compuso nuevos temas en la recta final como Star o Hang On To Yourself para hacer más coherente el hilo argumental. La historia comienza con la llegada del alienígena Ziggy Stardust a la Tierra cuando faltan tan solo cinco años para la destrucción total del planeta. Ziggy decide entonces convertirse en una estrella del rock, suicidándose en la última canción para cumplir una especie de objetivo mesiánico (golpe de efecto que incluiría Bowie influido tal vez por las tempranas muertes de Brian Jones, Janis Joplin o Jimi Hendrix).

Mucho se ha hablado sobre el significado completo del álbum, cuyo pretexto no es sólo contar la historia del alienígena, sino establecer también una ruptura con el rock de finales de los sesenta e iniciar el pop vanguardista que caracterizaría la carrera posterior de Bowie. La frase look out you, rock'n'rollers (tened cuidado, rockeros) de la canción Changes reivindicaría aquí su significado por completo, y es que Bowie enfundado en su ajustado traje de Ziggy Stardust no se parecía, ni remotamente, a nada de lo que se había visto hasta entonces en un escenario, ya que frente a la marcada heterosexualidad de grupos como los Stones o Led Zeppelin, Ziggy Stardust ofrecía en el escenario la ambigüedad de un personaje andrógino fascinante.

Junto a las referencias ya conocidas de la ciencia ficción, teniendo muy presente la película 2001: A Space Odissey de Stanley Kubrick, en Ziggy Stardust también había influencias marcadas de la cultura japonesa. En los conciertos Bowie vestía los kimonos del diseñador japonés Kansai Yamamoto, algunos adaptados al personaje y otros creados expresamente para él, moviéndose en el escenario usando como principal referencia el teatro kabuki tradicional. La cultura japonesa era por entonces totalmente desconocida en el Reino Unido, por lo que el impacto producido validaba al personaje como a alguien venido de otro planeta.

Quizá la decisión más sabia tomada por Bowie fue matar a Ziggy cuando aún saboreaba la fama en su punto más álgido. Era necesario mucho valor para hacer algo así y mucha visión de futuro para comprender que el personaje terminaría por devorarlo como músico, así que el 3 de junio de 1973 en el Hammersmith Odeon de Londres, Bowie despedía a su primer alter ego con estas palabras "esta actuación permanecerá mucho tiempo en nuestro recuerdo, no sólo porque es la última de la gira, sino porque es la última actuación que haremos jamás". Moría Ziggy Stardust, nacía Aladdin Sane.

La canción acústica pertenece a la colección de demos aparecidas como bonus tracks en la reedición del álbum por parte de Rykodisc. La versión oficial nos muestra un musculoso riff de guitarra ejecutado por Mick Ronson junto a una de las interpretaciones más sublimes de David Bowie.

9 comentarios:

Bruno dijo...

Fíjate que en alguna ocasión se me ocurrió escribir algún "Passion..." sobre Bowie pero, a Inma se lo comenté, tú eres aquí el experto y por eso no me atreví.

Buen artículo, me ha gustado mucho. El "Ziggy" es un disco que me encanta, seguramente mi preferido de Bowie, ahí ahí con el "Hunky Dory" (que en un diccionario de inglés vi que estaba traducido como "guay del paraguay" o "chachi piruli" o algo parecido xDDD). Aún recuerdo el día en que, años ha, escuchando "Plásticos y decibelios" Julián Ruiz dijo que había muerto el tío que inspiró el personaje de Ziggy.

Manuel J dijo...

¿El experto sobre Bowie? Me vas a sacar los colores xD

Ziggy es también mi album preferido, seguido muy de cerca de Diamond Dogs y Aladdin Sane. Con el pretexto de la canción, he hablado un poco sobre la génesis del personaje y sus influencias. Es verdaderamente fascinante como pudo armonizar el kabuki con la estética alienígena y todo lo demás... eso lo hace cualquier otro y se pitorrean de él bien a gusto.

Hay una anécdota sobre la primera aparición de Ziggy en concierto: Cuando Bowie cantó Rock'N'Roll Suicide y terminaba la canción con el "Give me your hands'cause your wonderful"... el público no sabía que hacer y Bowie los mandó directamente al carajo antes de retirarse diciéndoles que no tenían ni idea. La cosa fue cambiando hasta llegar a la catarsis del documental de Pennebacker... vaya pasada, no sé si has visto a la tía que mueve las manos con la canción Moonage Daydream.

Bruja Truca dijo...

Un discazo, cuánta gente habrá intentado y sigue intentando imitar a Bowie.

Benet García dijo...

Hola,

muy buen blog compañero. Te hago un link al mío para poder seguirte.
(www.unahistoriadelrock.blogspot.com)
Saludos

Manuel J dijo...

OK, muchas gracias.

Si lees esto, me encanta tu blog. Sobre todo me han llamado la atención tus artículos sobre Todd Rundgren. Fantásticos, espero nuevas entregas, ya que cuando me dió por escuchar su música no pude pasar del doble disco Todd. Fue demasiado para mí.

Un saludo.

TSI-NA-PAH dijo...

My favorito es "Hunky Dory". Graciaspor pasar, ya te enlazo!
un saludo

Dr. Quatermass dijo...

¿Que hubiera sido de la carrera de Bowie sino por Mick Ronsosn?. Un clasicazo en toda regla, el DVD con el concierto de despedida de Ziggy con esos disfraces "Aladdin Sane" es impagable.

Manuel J dijo...

Gracias por enlazar Tsi-Na-Pah, yo también te enlazo ;) Hunky Dory es también un grán album, aunque nunca me pareció tan rotundo como Ziggy. En Ziggy, no hay ninguna canción inferior a las demás (quizá It Ain't Easy... y porque no era suya) y su concepto como álbum le da un plus que lo convierten en uno de los mejores discos que he escuchado nunca.

Dr. Quatermass, gracias por comentar. La historia de Mick Ronson con Bowie es un poco triste, ya que al final prescindió de él para buscar un nuevo sonido. Digamos que le dió la patada en cuanto tuvo oportunidad. Y sin embargo, he visto a Ronson hablar con cariño de su etapa con Bowie después de tantos años. No volvieron a verse y cuando Ronson falleció, Bowie no fue a su funeral. Muy triste, la verdad.

Víctor Hugo. dijo...

Pero qué grande es este hombre: desde sus inicios R´n´B adolescentes hasta el Reality Tour. Saludos!!!!